Falsos positivos, perfilamientos a periodistas y Operación Bastón

Por: TC Óscar Robayo Valencia

Desde mi vinculación al glorioso Ejército Nacional en enero de 1972, he profesado dentro de mi pensamiento ideológico un sentimiento por la democracia, básicamente coincidía mi pensamiento de ciudadano común y corriente, con lo que se me inculcó en la Escuela Militar, sin embargo, en el devenir histórico de mi humilde vida militar, se me insistió en mantener un pensamiento orientado hacia la democracia y más aún hacia el respeto por la constitución política o Carta Magna y todo lo que fuera constitucional.

Bien, en este orden de ideas queda claro que la formación militar dio para que así completara mis 23 años de servicio militar, sin embargo, hoy en la reserva activa, estoy preocupado por la coyuntura actual en que como el dicho popular “Donde irá a parar este globo” para significar a donde llagarán mis queridas FFMM, ya que con la información que he tenido hasta el momento producto de noticieros y redes sociales, hay un enredijo de temas de los cuales analizaré en forma separada.

FALSOS POSITIVOS, por los cuales nos tienen estigmatizados y peor, señalados de asesinatos y masacres, tengo conocidos ciudadanos que para ellos ser militar es estar vinculados a falsos positivos, a los cuales les he tenido que manifestar que no han existido manuales, directivas y/o órdenes de operaciones con consigna clara de realizar “falsos positivos “, esto sería el despropósito por excelencia. Aprecio que esté denominado término de falso positivo, nació muy de cerca de los enemigos de la Fuerza Pública y fue muy bien manejado mediáticamente con lujo de detalles, es muy probable que hubiesen existido desmanes de militares y policías desorientados que interpretaron mal las políticas gubernamentales, sin embargo tengo que decirles, de acuerdo nuestra misión constitucional, aprendí a disparar y a matar pero cuando estoy en combate o para defenderme de la agresión enemiga. Así las cosas en mi batallón cuando se presentaron combates con bajas enemigas o propias, voy y me entero de la situación, recibo información de los actores comprometidos y con mi juez de instrucción penal militar determinó si la acción operacional fue correcta o por el contrario hay contraevidencias; si observo qué hay cosas que no se ajustan a la orden de operaciones, ordenó una investigación preliminar y determinó si todo estuvo de acuerdo a la norma o ley, por lo menos es lo que dice el proceder penal militar; por eso es que los mal llamados “falsos positivos” son apenas imaginación o casos aislados que en muchos casos fueron invidualizados y judicializados con presos militares en varias cárceles del país especialmente la cárcel militar de Tolemaida, lo que se puede verificar.

PERFILAMIENTO A PERIODISTAS
Tema tratado en escrito anterior, pero puedo resumir que el perfilamiento y las “carpetas secretas” reitero se trata de archivos que Inteligencia Militar, que cumple con anotaciones que se le lleva a todos los colombianos, pero esto no quiere decir nada especialmente que el archivo militar es una obligación de tener la información de quién es quién, como la información bancaria, todos estamos en ella, pero sí no hemos cumplido con nuestras obligaciones, quedamos perfilados para que no nos autoricen el préstamo que estoy solicitando; que me dicen de otras organizaciones como la DIAN, también tiene referenciados o perfilados a todos los ciudadanos, y el que no pague sus impuestos quedarán perfilados para multas y hasta cárcel; entonces la pregunta es ¿por qué Inteligencia Militar no puede saber quién es quién en Colombia?, sí ella es la responsable de la seguridad de todos los colombianos.

OPERACIÓN BASTÓN
Quedé aterrado con este tema, que a mí modo de ver y entender, desde el gobierno anterior se vienen investigando actividades non sanctas, en las cuales se están involucrados militares de todos los rangos y al parecer oficiales que montaron su mafia al interior de las FFMM, no quieren que estas mafias sean detectadas y por el contrario, desean mantenerlas inclusive ya en su calidad de retirados. Esto me parece un adefesio o un despropósito, porque los militares tenemos una misión de servicio, nuestra misión no fue ni será la de enriquecernos, mucho menos de montar organizaciones mafiosas con ánimos de establecer el poder del dinero.

¿Cuándo caímos tan bajo?, eso no fue lo que me enseñaron mis superiores, tampoco está en la doctrina, en las directivas ni en las órdenes de operaciones, ¿qué nos habrá pasado?.

ANÁLISIS

Cada vez que el militar se sale de la doctrina, manuales y órdenes, hay dificultades convertidas en delitos, faltas y ahora escándalos del ámbito nacional, el militar está únicamente para velar por la constitución y el orden establecido. Queda claro que los mal llamados “falsos positivos”, no fueron políticas del gobierno, este despropósito no lo ordenó ningún gobernante del ámbito nacional, se reitera que fueron casos aislados que los responsables están respondiendo, muchos de ellos en cárceles del país.

Los perfilamientos no son delitos, a no ser que para yo hacer el perfilamiento mate, robe o cometa delitos que me comprobaron, en igual forma las famosas “carpetas secretas”, estas tampoco son delitos, ellas son archivos de Inteligencia Militar que están en obligación de hacerlas para saber quién es quién en este país, sería delito si yo como jefe de archivo difundo públicamente una información que puede perjudicar el buen nombre de un ciudadano, pero si las mismas fueron sacadas fraudulentamente, no es un delito.

Para terminar la Operación Bastón, me pone los pelos de punta, cuando observo que mi Ejército, porque es solamente dentro mi glorioso Ejército Nacional que se está dando esta perversa situación de una aparente mafia, el señor presidente de la República tendrá que hacer algo, pienso yo, una reingeniería que abarque todas las secciones, pero especialmente la parte administrativa o donde se manejan los recursos de toda índole, inclusive un rubro que se llama “gastos reservados”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí