Policía Nocional se pronuncia ante el fallecimiento de menor agresión sexual por policías

Tabla de contenido

En las marchas registradas el pasado miércoles, se conoció el caso de una menor de edad que se habría quitado la vida tras ser abusada sexualmente por agentes de la policía cuando fue detenía y llevada a la Unidad de Reacción Inmediata (URI) de Popayán.

Es por eso que el Organizaciones sociales y de víctimas, entre ellos el Movimiento nacional de víctimas de crímenes del Estado (Movice), la Corporación Justicia y Dignidad, el colectivo de mujeres Trascendiendo por la Paz, entre otras, lanzaron una delicada denuncia sobre los uniformados y la institución .

En declaraciones afirmaron “Alertamos a las organizaciones defensoras de DD.HH. e instituciones garantes de derechos como Defensoría, Procuraduría y Personería a realizar veeduría y tomar acciones de protección frente a lo acontecido”.

En un video de redes sociales, la joven aclara que se dirigía hacia la casa de un amigo y estaba grabando con su celular la manifestación, fue entonces cuando cuatro policías la detuvieron y la tiraron al piso.

“En medio de eso, me bajaron el pantalón y me manosearon hasta el alma, en el video queda claro que yo les digo que me suelten porque me estaban “desnudando” quitando el pantalón”, afirmó la víctima en una red social, hecho que fue y es materia de investigación por parte de las autoridades competentes.

Sin embargo, el día de ayer jueves 13 de mayo, el Brigadier General Ricardo Augusto Alarcón Campos, de la policía aclara a la opinión pública:

“Nos atrevemos a decir, de manera categórica, que es una noticia falsa por tres aspectos fundamentales. Primero, la menor nunca pisó instalaciones policiales. Por el contrario, una vez se conocen los hechos y se realiza el procedimiento por parte de las unidades policiales, la menor de edad es trasladada a las instalaciones de la URI de la Fiscalía General de la Nación. Segundo, una vez se establece que se trata de una menor de edad, se activa el protocolo de protección a la integridad de este tipo de población. Se toma contacto con sus familiares y es entregada, en óptimas condiciones, a la abuela materna a las 22:51 horas de la noche”.

Es por eso que también la alcaldía se pronuncio en un comunicado y comentó que mientras la joven estuvo detenida en la URI, siempre estuvo acompañada  de funcionarios de Infancia y Adolescencia de la Policía, que horas después fue entregada a su abuela sin ningún problema.

“Ante las graves acusaciones que rodean este caso, instamos a las entidades competentes a que se surtan todas las investigaciones, tanto administrativas como disciplinarias, con celeridad y prioridad, para esclarecer la detención y la actuación de la Policía durante el procedimiento y estamos atentos al reporte de Medicina Legal, el cual determinará y calificará todas las circunstancias. Desde la administración y a través de la Secretaría de la Mujer, hemos puesto a disposición de su familia un equipo humano para brindar el apoyo psicosocial que requieran”, añadió la Alcaldía de Popayán en un comunicado.

Todavía se espera que Medicina Legal entregue el dictamen para conocer las causas de la muerte de la joven y así saber la realidad de los hechos de su fallecimiento.

Comparte
Facebook
Twitter